8 cosas que debes pensar cuando te invadan la tristeza y la soledad



Loading...

Es normal que cada cierto tiempo te sientas demasiado triste para levantarte de la cama o salir de tu casa. Pero no desesperes, todos en alguna vez se han sentido así , es completamente normal. Es parte de la montaña rusa de la vida tener momentos altos, bajos, entre otros. Pero cuando te sientas triste y sola quizás puedes seguir estos simples consejos:

1. Recuerda que no estás sola
Aunque no lo creas toda persona ha pasado por algo así, es completamente normal. No te sientas aislada del mundo, ese sentimiento de soledad, es algo que está en tu cabeza. Hay más personas como tú.
2. A veces es importante tener un momento a solas
Siempre es bueno tener tiempo para una y tener la oportunidad de resolver nuestros problemas. Puede parecer irónico, pero cuando te sientes sola y triste es porque quizás necesitas un momento de pausa, a solas, para reflexionar sobre esto.
3. Para encontrar lo que buscamos, primero hay que perdernos
La soledad nos hace sentirnos completamente perdidas y sin rumbo, sin embargo hacer cambios, hacer nuevos planes y conocer gente nueva puede traer cosas extraordinarias a nuestras vidas. Puede asustar al principio pero el tiempo juzgará tu decisión.
4. Nada es para siempre
Recuerda que la soledad y la tristeza que te está amargando en ese minuto no será eterna. Como dicen por ahí, después de la tormenta viene el sol, así que tranquila la vida siempre está llena de constantes cambios y ese momento de soledad o tristeza será una experiencia que te hará crecer como persona.


5. Todo es cuestión de actitud
De ti depende que la experiencia sea o negativa o positiva. Tu tienes que decidir si este momento te hará sumirte en una dolorosa depresión o si será un momento de aprendizaje para tu vida. Tu tienes las riendas de tu vida.
6. La soledad no es precisamente estar sola
El problema no es estar sola físicamente sino que estar rodeada de personas y aún así sentirte sola, completamente incomprendida. Es muy importante que sepas elegir bien a tus amigos. Rodéate de gente que te haga sentir cómoda y que te permita ser tal como eres. Como dice el viejo dicho: “es mejor estar sola que mal acompañada”.
7. Sé fiel a ti misma
No hagas cosas con las que no estás de acuerdo sólo por agradarle a alguien y pertenecer a un grupo que no te agrada. Como dijo Morrison: “Un amigo es alguien que te da completa libertad para ser tu mismo”. Nuevamente, rodéate de gente que te aprecie tal como eres.
8. Todo es aprendizaje
Piensa que cada momento, cada paso, cada lágrima y cada sonrisa te dejará un aprendizaje o lección que te servirá en el futuro. Cada momento sin importar lo absurdo que parezca después te ayudará a definirte como persona. Todo lo que has vivido o hecho en el pasado es el resultado de quien eres hoy. Y recuerda, equivocarse y caerse también son parte de ese proceso.